Los medicamentos no son chuches

Hoy es miércoles de #farmaslink y el turno de Teresa Gil de la Farmacia Alegre Pérez (Madrid). Nos habla sobre la importancia de las características organolépticas de los medicamentos, sobre todo de su sabor, ya que si este es excesivamente “bueno” los más peques pueden tomarse una cantidad en exceso que llegaría a ser perjudicial.

Children's hands with medicines on a wooden table. A small child

No hay que abusar de los medicamentos en los niños, porque no hay que olvidar que son eso, medicamentos y no chuches. Un claro ejemplo es el paracetamol o el ibuprofeno…

¿quién no le da siempre un poco a su hijo/a cuando le salen los dientes, tiene décimas de fiebre o alguna dolencia?

Hay que tener presente que el paracetamol es hepatotóxico y el ibuprofeno nefrotóxico, y sólo hay que administrarlo cuando es estrictamente necesario.

Os dejo el link aquí para más información.

¡Feliz miércoles! 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: